<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=187222891819509&ev=PageView&noscript=1" />

Cómo mantener el estrés a raya

Uno de los grandes males de la actualidad es uno que, desgraciadamente, nos afecta más de lo que quisiéramos y que no siempre identificamos a tiempo. Hablamos del temido estrés, que puede tener efectos indeseados en nuestra salud y repercutir en nuestro estado de ánimo tanto en el día a día como de manera permanente.

Y, a pesar de ser un mal muy extendido, no siempre somos capaces de identificarlo de manera correcta y puede conllevar muchos quebraderos de cabeza, tanto en nosotros como en nuestros allegados, por lo que nunca está de más tomar la iniciativa para intentar combatirlo de la mejor manera.

Conocerse a uno mismo, el mejor inicio

Cómo en la mayoría de los casos, conocerse a uno mismo es una cualidad que nos ayudará mucho para saber distinguir si algo no anda bien. Si ya sabemos que somos personas que se alteran por las mañanas y nos cuesta coger el ritmo hasta el segundo café, está claro que no debería sorprendernos que nos pase cada día… simplemente somos ese tipo de personas a las que les cuesta despertar! Aceptarnos a unos mismos, con lo bueno y con lo malo, nos ayudará a enfrentarnos a casi todo de mejor manera.

En cambio, si vemos que estamos cada vez más nerviosos, si nos enfrentamos a los problemas con asiduidad, si nos cuesta dormir cada vez más,… y todo ello sin sentido o justificación aparente… está claro que algo no anda bien! No necesariamente tenemos que sufrir estrés pero sí que es un claro síntoma de que algo no funciona y a lo mejor podemos hacer algo para solucionarlo.

Los pequeños detalles con grandes resultados

Cualquier persona que te quiera te recomendará siempre lo mismo… que tengas un estilo de vida tranquilo y equilibrado. Pero claro, eso realmente ya lo sabías y no es que sirva de mucho. A veces, la mejor manera de enfrentarse a un problema es no tratarlo como un ente enorme sino como pequeños monstruitos que fácilmente pueden ser derrotados. Esa línea de pensamiento nos puede llevar a prestar cada vez más atención a los pequeños detalles, que son los que verdaderamente nos hacen vivir plenamente.

Puede ser compartiendo un momento con tu pareja, o con tu hijo pequeño, realizar una acción que sepamos que nos hace feliz y que haga tiempo que no hayamos realizado,…. hay muchas cosas que podemos hacer que representan muy poco tiempo pero que nos permiten hacer un click del estrés diario y que nuestra mente se despeje un poco. Seguro que pensamos que una pequeña acción no es suficiente para combatir al omnipotente estrés, pero cómo hemos dicho, poco a poco vamos trabajando para combatir el estrés y son pequeños momentos que nos hacen sentir vivo y a los que podamos recurrir en los peores momentos.

Aunque, a lo mejor, somos personas que nos deleitamos más con un baño relajante a la luz de las velas disfrutando de la última novela negra en el mercado. En ese caso, nada mejor que darse un baño caliente y después ponerte tu pijama favorito, como los que podemos ver en Mabel Intima, con una taza de chocolate caliente. Pequeños detalles que nos devuelven a nuestro mundo y permiten que nos alejemos de los problemas del día a día. Porque, a pesar de no desaparecer, siempre nos enfrentaremos a ellos de otra manera y con las pilas cargadas para poder con todo.

Cómo comprar ropa de tallas grandes en internet

Día a día vamos incorporando las compras online con perfecta naturalidad. Pasito a pasito, los beneficios de la compra por Internet nos han ido conquistando y ya no únicamente en artículos del hogar, decoración, gadgets o cualquier fruslería, sino que hemos ido incorporando la compra de ropa y moda por Internet como si lo hubiéramos hecho toda la vida. El reducido precio, las ofertas puntuales, el infinito catálogo y el acceso a golpe de click de casi cualquier ítem son unos de los muchos beneficios de esta práctica.

Desafortunadamente, uno de los problemas más comentados entre los que compran moda online (y uno de sus mayores temores) es no acertar con la talla. Y, ciertamente, puede ser un verdadero dolor de cabeza porque esa maravillosa prenda que imaginábamos como un guante sobre nuestra piel se torna en una decepción al ver que ni siquiera nos entra o cuelga por todas partes. Afortunadamente hay muchas maneras de acertar con la talla perfecta para nuestra silueta y nunca equivocarse.

Ante todo, bien equipadas e informadas

Cómo en cualquier proceso, no hay nada mejor que estar preparada para todo antes de empezar… Internet es enorme e increíblemente heterogéneo pero nada que no pueda ser controlado! Equipada con una cinta métrica, lo primero debería ser tomarse las medidas de pecho, cintura y cadera (por mucho que a veces nos duela!) porque, como bien sabemos, las tallas no siempre son iguales y una talla 44 puede tanto venirnos estrecha como enorme. La confección es tan diferente que no siempre podemos acudir a nuestra guía de tallas al uso, sino que es mejor tomar medidas que reflejen de manera real nuestro cuerpo y si la prenda nos quedará bien o no.

Además, las diferencias entre los tallajes europeos, americanos y asiáticos son tremendas. Cualquiera que se haya pedido ropa online sabe que una talla L no es lo mismo en Francia, EEUU o China. Hay que tenerlo en cuenta porque las diferencias son enormes y la mayoría de webs utilizan las medidas como referencia real del tallaje. Claro que, no siempre existe esa posibilidad aunque en las webs fiables como Mabel Intima ofrecen esa información en cada prenda que podamos comprar. Aquí es cuando podemos valorar la calidad de una tienda online y su servicio de atención al cliente.

Buscar y comparar, imprescindible

Una vez habiendo elegida la prenda que queremos y ya con las medidas exactas… tenemos que investigar un poco más para saber exactamente cómo es y si se ajusta a lo que queremos. La mayoría de las tiendas de ropa online tienen una sección de comentarios que deberíamos revisar, primero para saber si la gente está contenta en general con el artículo y después para saber si hay algún comentario sobre el tallaje y si se ajusta a lo prometido.

Además, algunas webs como Amazon, tienen un pequeño apartado en el que los usuarios valoran el tallaje de la ropa y si es real según lo que se explica. Y si la prenda no estuviera en nuestra tienda de referencia, siempre podemos acudir a otra tienda con el mismo modela que sí que tenga comentarios sobre ella.

Todos son pequeños trucos para acertar en la búsqueda y elección de nuestra prenda perfecta y perderle el miedo a la compra online que tan extendida está en estos días.

 

 

 

Tips para sobrevivir el invierno

 

Como el que no quiere la cosa, las apacibles tardes de veranito, con la arena a nuestros pies y un refrescante cocktail en nuestra mano… han quedado atrás en el tiempo. Han venido a ser sustituidas por lluvias torrenciales, atascos varios por doquier y la desasosegante sensación de no saber si acertaremos con nuestro outfit por la mañana. El sol mañanero no te indica el tiempo que hará por la tarde y si tendrás que volver a casa calada hasta los huesos.

Cierto, las lluvias ya son de por sí bastante intimidantes, pero lo peor es que son indicativo de lo que nos viene en el futuro: el invierno! Ola de frío, granizada, nieve, días cortos y noches largas,… todo suena perfectamente amenazante con lo relajadas que nos veíamos en la playa dos semanas antes. No hay problema, ya pasamos por el invierno antes y volveremos a pasarlo ahora… y si podemos, sacándole el mejor partido posible. Veamos unos tips para poder sobrevivir al invierno este año.

Antes que nada, cambio de armario

No hay que hacerse trampas al solitario, por mucho que nos de una tremenda pereza, hay que volver a cambiar entre la ropa de verano y la de invierno a la voz de ya. Ese veranito de San Miguel nos ha querido dar esperanzas de que el verano se alargaba eternamente, pero no se puede evitar lo inevitable; el invierno se acerca y en nuestro armario no tenemos ni una simple chaquetilla.

Ya sea que hayamos podido colocar nuestra ropa en armarios ajenos (padres, familia…) o que tengamos que recuperarla de un trastero o altillo, el proceso es el mismo. Si hemos sido previsoras ya hicimos el primer filtro no guardando toda la ropa que teníamos y descartando esas prendas que ya hacía más de un año que no nos ponemos. Si no lo hemos hecho, mejor hacerlo con el cambio de armario. El espacio es uno de los bienes más preciados que tenemos y no es oportuno desperdiciarlo con sueños que no llevan a ninguna parte. Hay que ser realista; lo que vale, va al armario, lo que no, va fuera.

¿Qué me pongo este invierno?

La eterna pregunta de fácil respuesta; lo que haga que te sientas cómoda y te veas bien. Cierto que siempre es bueno seguir las tendencias que dictan los colores que van a marcar las directrices de temporada y si este año se van a llevar más los estampados animales y retro en tejidos como la pana (acierto!) o las prendas entalladas (error!). Lo verdaderamente importante es que no perdamos la perspectiva funcional de la ropa como elemento protector del gran enemigo: el frío. Seguro que podemos reutilizar ese jersey tan abrigadito que tenemos desde hace eones y que sabemos que nos queda perfectamente bien y con el que hemos pasado las mil y una, y sin necesidad de buscar si es tendencia o no, lo es para nosotras y ya es suficiente.

El invierno comienza en casa

Y sí que hablamos del frío y de todas las dificultades que pasamos durante el día para evitar las oleadas de viento y lluvia. Pero una de las mejores cosas del invierno es cuando llegamos a casita, encendemos la estufa, nos ponemos nuestro pijama preferido y nos acurrucamos en el sofá con esa sensación de poder sobre las condiciones meteorológicas, que dentro de nuestro espacio nadie nos puede tocar.

Desde Mabel íntima podemos acceder a nuevos modelos de pijama que mejor se ajusten a lo que queremos y con los que nos sentiremos pequeñas reinas en cualquier día desapacible. Simplemente nos faltará nuestro chocolate caliente para olvidarnos de todo por un momento que, ojalá fuera eterno.

Tendencias para el próximo otoño-invierno 2018

El mundo está cambiando a pasos agigantados y cada vez hay menos cosas de las que nos podamos fiar. En el pasado nos podíamos guiar por la llegada del frío y la caída de las hojas de los árboles o la recogida de la uva como inicio de la temporada otoñal a nuestras vidas. Hoy en día ya no podemos confiar en los plazos tradicionales para saber cuando cambiar nuestro armario, así que tenemos que estar preparadas para lo inesperado. Y eso pasa por comenzar a investigar las nuevas tendencias para este otoño-invierno que vamos a ver en todas las tiendas de moda y que coronarán nuestro vestidor.

También podemos evitar cualquier tentación y subsistir a base de fondo de armario y de combinaciones con la que nos sintamos cómodas. Pero, siempre es mejor aprovecharse de las características específicas para conseguir piezas que pueden llegar a convertirse en imprescindibles y que difícilmente serán fácilmente accesibles en el futuro. Siempre es bueno conocer las novedades que nos brinda el mercado y adaptarlas a nuestro estilo personal.

La tendencia está en los colores

Aunque en cada nueva temporada nos centramos casi exclusivamente en los atrevidos outfits, las extravagancias, las vueltas a lo clásico y los novedosos diseños, lo cierto es que seguramente deberíamos centrar nuestra atención en lo verdaderamente importante: los colores que dominarán el mercado. Sí, los colores, porque estos sí que los veremos en las tiendas más conocidas y en nuestras prendas de referencia, inundando con una nueva paleta de colores nuestras vidas.

Cómo siempre, hay tendencias para cada persona, desde las más atrevidas hasta las más clásicas, y hay infinidad de maneras de integrar estos nuevos colores a nuestras prendas. En algunas ocasiones será con accesorios monocromo, y en otras con alguna variedad de los mismos con infinidad de posibilidades.

Hablando directamente de las tendencias que nos esperan, veremos una paleta de colores que van desde lo más tradicional a lo más novedoso. Predominará el color borgoña en diferentes tonalidades, fácil de combinar y con un estilo más sobrio y elegante. Además también podremos percibir que vuelven los tonos rojos pero más centrados en su fuerza y viveza. Un rojo intenso que nos hará destacar y que amplía su incidencia desde los looks de verano hasta tiempos más fríos.

A medio camino entre la sencillez y la extravagancia nos sorprenderá la aparición de un color naranja pálido que se aleja del flúor que vimos las pasadas temporadas. Un color que no es favorecedor para todas las fisonomías pero que puede hacernos destacar excelsamente.

En el espectro de la extravagancia nos conquistarán colores muy vivos como el violeta y el amarillo de tonalidad más fuerte, opciones que seguramente no imaginemos hasta que alguna prenda nos conquiste y obtenga el puesto en nuestro ropero.

De las pasarelas a casa

Evidentemente, todas estas propuestas se han mostrado en las mejores pasarelas del mundo pero no llegarán de la misma forma a nuestras tiendas de referencia. Aún así, podremos observar que los nuevos catálogos introducen estos nuevos colores y los integran en sus prendas más demandadas. Seguro que podremos verlo, por ejemplo, en el nuevo catálogo de Mabel Íntima, principalmente en su selección de camisones, pijamas y batas, que demuestran que no necesariamente es incompatible poseer una prenda del día a día que cumpla con las tendencias de la moda actual.

Sea como sea, nunca tenemos que olvidar que las tendencias de este Otoño-Invierno 2018 no pueden marcar en exclusiva nuestro outfit y que, mediante el conocimiento de las prendas que nos favorecen o con las que nos sentimos más cómodas, seguro que elegiremos con sabiduría la compra de nuestro nuevo vestuario de otoño, llueva o no.

Influencers curvy que marcan tendencia en España

Más de una vez llegamos a pensar que el Olimpo de las influencers en el mundo (y en España) está únicamente compuesto por modelos de talla 36 y con unas medidas de 90-60-90… Nada más lejos de la realidad! Desde hace algunos años, las chicas curvy han conquistado las redes sociales y no tienen ninguna intención de abandonarlas por el momento.

Los perfiles que arrasan en Instagram y YouTube llegan cada vez a más gente y no se limitan a ofrecer un contenido unidimensional, sino que intentan ofrecer diferentes puntos de vista, basados en la búsqueda de la felicidad mediante la aceptación de una misma y el interés en que cada persona debe explotar sus posibilidades al máximo, ya que no existen ni dos personas iguales ni dos bellezas iguales.

El movimiento internacional que arrasa en España

Desde hace algunos años, muchas voces internacionales apuestan por abrir el mundo de la moda a todo tipo de cuerpos. No hace falta aclarar que no puede existir un modelo único de belleza en la que no nos sentimos representadas la mayoría. Por ello, la industria se ha ido adaptando paulatinamente para ofrecer diseños atractivos a cualquier tipo de mujer, sabiendo que nadie quiere renunciar a ir a la moda simplemente por no tener unas medidas concretas.

Siguiendo esta estela, han surgido multitud de marcas internacionales que han apostado por lanzar productos enfocados a chicas curvy e incluso marcas propias que trabajan en exclusiva con tallas mayores a las del mercado habitual. Afortunadamente, estos casos también han venido reproduciéndose en España, como el caso de Mabel íntima con su línea Mabel Big & Beauty, que es un claro ejemplo de apuesta por la moda curvy.

Evidentemente, la apuesta por esta línea de ropa, ha generado la necesidad de encontrar modelos curvy que luzcan como se merece cada prenda y que nos puedan demostrar las características de cada accesorio en un cuerpo más parecido al nuestro. Y aquí es cuando, gracias a la popularidad que han conseguido mediante las redes sociales, han surgido muchas modelos e influencers curvy españolas que arrasan tanto en el mercado nacional como internacional.

Las influencers más conocidas y centradas en la moda

Por un lado nos encontramos los perfiles más buscados en Instagram, como a @natalialozanofr, que no duda en mostrar sus últimos outfits, consejos de lifestyle y maquillaje, en un canto a la belleza curvy. Del mismo estilo podemos encontrar a @dolcecurvy, que intenta mostrar la infinidad de looks posibles para una modelo curvy, todo desde un punto de vista feminista y concienciada con la belleza de su cuerpo.

Además, siempre podemos acudir a @elenadevesa y a @rebecagomezpolo como referentes y creadoras del fantástico blog Weloversize, que busca la aceptación de una misma desde el humor y la crítica, espacialmente la propia, una fórmula que les ha llevado al éxito en su mundo.

Las creadoras más innovadoras también apuntan fuerte

Pero no podemos quedarnos solo con las creadoras más clásicas. También destacan sobremanera la modelo curvy y cantante LA MUÑEKA, reivindicando el empoderamiento de la mujer y reivindicadora del movimiento #soygordayque. Todo un ejemplo de superación y constancia por la búsqueda de tus sueños.

Sin salirnos de Youtube, merece la pena echar un vistazo al canal de Boo, en el que podemos encontrar tanto hauls masivos como consejos de superación personal, todo un cajón de sastre maravilloso que promulga la filosofía happy curvy.

El movimiento curvy goza de una excelente salud, especialmente en España, y seguro que lo va a seguir teniendo en el futuro, siempre amparado por el sentimiento de que las mujeres reales tienen su espacio destacado en el mundo de la moda.

Así manipulan las tallas las tiendas en España

Seguro que esto te ha ocurrido alguna vez: ir de compras, probarte unos pantalones de una talla determinada en una tienda. Y acto seguido, ir a otra tienda, probarte otros pantalones y necesitar una talla más, o incluso una menos. Esto es porque en España se manipulan las tallas en la mayoría de las tiendas, y os vamos a explicar por qué.

Te ha pasado alguna vez, ¿verdad?

Tranquila, no estás loca. Ni te sobran kilos de más, ni kilos de menos. El problema no lo tienes tú, aunque nos quieran hacer creer que sí.

Muchas grandes cadenas de ropa llevan a cabo una agresiva manipulación de tallas, aunque no todas tienen el mismo objetivo común. Te lo explicamos. Mientras que en tiendas como Zara, una talla 38 en 2012 se ha convertido en una 40 en 2016; en Estados Unidos es al contrario: una XL se convierte, fácilmente, en una talla M. ¿Lo peor de todo? Que esta tendencia estadounidense también ha llegado a España.

¿Y por qué ocurre todo esto? Es sencillo: manipulación psicológica. Algunas tiendas o marcas hacen los tallajes más grandes para hacerte sentir más delgadas y motivadas para seguir comprando. Una persona feliz, compra más. Y, lamentablemente, está muy extendida la idea de que cuanto más delgada estás, más feliz puedes ser.

Otras tiendas, como en España, te empujan a cumplir con un ideal de belleza irreal. Sin ir mucho más lejos, según una investigación realizada por El Confidencial, la talla de mujer más vendida en nuestro país es la talla 44; sin embargo, la talla media “real” que llevarían la mayoría de españolas es la talla 42. Esto nos deja con que más del 50% de la población tenga problemas para encontrar ropa que se adapte a su cuerpo, dejándonos claro que este sistema actual no funciona.

Esto se agrava aún más para mujeres curvys como nosotras. Comprar tallas grandes en tiendas físicas se convierte, muchas veces, en todo una odisea. Por ello, cada vez es más frecuente comprar ropa de tallas grandes a través de internet: más sencillo, más variedad, aunque el riesgo es el mismo: ¿me quedará bien esta talla?

El problema actual es que no hay una concepción real del cuerpo de la mujer. No solo nos pasa a nosotras, también hay mujeres famosas, como Sofía Vergara, que han reconocido tener problemas para encontrar una talla de sujetador que le quede bien o que las tiendas lo fabriquen.

Cada mujer es un mundo y es importante que el tallaje se respete siempre, para comprar con comodidad a través de internet y huir de ese miedo a comprar algo y no saber si nos va a quedar bien o mal, a pesar de que sea nuestra talla “habitual”. En definitiva: necesitamos tallas reales que se correspondan con la realidad y nos hagan sentir agusto con nosotras mismas, proporcionen comodidad y nos den la seguridad de que algo que nos hemos comprado nos quede bien, ya sea con un talla 38, una 40, una 52 o una 70.

¿La solución? Las tablas de tallas

En muchas series y películas, nos hacen creer que, cuando compras ropa a través de internet, el momento de mayor felicidad es cuando te llega el paquete con tu compra. Pero no. Ese momento perfecto es cuando te pruebas lo que has pedido y ves que la talla que has pedido te queda perfecta.

La mejor solución es apostar por tiendas que no engañen al cliente. ¿El secreto para acertar al 100%? Fijarte si esa tienda online ofrece una tabla de tallas. Una tabla de tallas te indica las medidas en centímetros para pecho, cintura y cadera de cada prenda. Esto te permitirá dar en el clavo a la hora de comprar y no llevarte sorpresas al recibir tu paquete.

Eso es algo que nosotras hacemos en Mabel Big&Beauty: damos una tabla de tallas con todas las medidas de pecho, cintura y cadera que corresponde a cada talla, con tallas desde la 40 a la 70. Queremos clientas satisfechas y que confíen en nosotros y en la calidad de nuestro producto. Al final, Mabel Big&Beauty está formado por mujeres como tú y sabemos cómo nos sentimos 🙂

5 secretos a la hora de elegir un buen pijama

Cómo dormimos marca el comienzo de la mañana siguiente, y afecta a cómo nos sentimos en  todo el día. Es muy importante dormir bien para nuestro ánimo. Si dormimos mal porque el pijama no nos mantiene la temperatura o nos incordia, o tenemos demasiado calor nos levantaremos con el pie izquierdo y afectará a nuestro día. Seguramente no daremos todo lo que podemos porque estaremos cansadas.

Es por esto que un buen pijama juega un papel esencial en nuestras vidas. No se puede elegir un pijama a la ligera. Hay que tener en cuenta diversos factores para que la elección nos dé resultados positivos a la hora de descansar.

Los 5 secretos para no fallar a la hora de elegir un pijama son la comodidad, la textura, la guía de tallas cerrada, lo abrigados o frescos que son, y el material.

La comodidad del pijama es algo subjetivo y depende de cada una y sus gustos. Lo primero que hay que tener claro es si eres de pijama o de camisón. Una vez elegido saber si prefieres dormir con manga larga o corta; si prefieres pantalones largos, medios o cortos; la largura del camisón… todos estos factores son una elección personal porque hay personas que se sienten agobiadas con pantalones largos mientras que otras no pueden dormir son ellos.

Dentro de la comodidad puede ir también el tipo de material. Hay gente que por la delicadeza de su piel y para que no le pique al dormir solo puede comprar pijamas de algodón. El tipo de material varía dependiendo del gusto de las personas, pero hay algunos materiales que son más abrigados y otros que son más frescos. Por ejemplo en invierno un pijama de franela calienta más que uno de algodón, mientras que en verano uno de seda ayuda más a no acalorarse.

Es muy importante tener pijama de invierno y de verano. Si queremos dormir bien tenemos que adecuarnos a la temperatura de la temporada. A nadie le gusta despertarse por el frío o por el calor a mitad de la noche. Tenemos que valorar lo calientes o fríos que son si queremos dormir bien.

A la hora de elegir la talla del pijama hay que pensar que muchas nos movemos continuamente cuando dormimos y necesitamos que nos vaya perfecto o suelto para no despertarnos sintiendo que nos aprieta por algún lado. Tener acceso a una guía de tallas cerrada nos ayuda en la elección.

Muchas veces no se tiene en cuenta la textura del pijama, pero es crucial para dormir a gusto. Si el roce de la tela con tu piel te da dentera no vas a dormir en toda la noche. Si no te gusta el roce de la franela y te lo compras porque sabes que es abrigado seguirás sin dormir bien. Estos 5 factores no son independientes, hay que tener en cuenta los 5 a la vez y elegir lo que más te convenga.

Prendas que sientan bien a las chicas curvy

Todas las mujeres lucimos increíbles independientemente de la talla que llevemos. Lo que es cierto es que dependiendo del cuerpo que tengamos nos sientan mejor unas prendas que otras. Ante todo hay que tener claro que la actitud que tenemos con nuestro cuerpo se ve reflejada en nuestra manera de vestirnos y de lucir la ropa.  

Muchas veces se nos intentan imponer una serie de normas a las mujeres curvy. No hay que dejarse llevar por esos clichés creados por nuevas modas. Tenemos que sentirnos seguras de nuestras curvas y dejarnos llevar. Hoy vamos  a romper algunas de estas reglas.

Desde que el mono se puso de moda se ha dicho que nosotras no podemos llevarlo, pero no. Es una prenda muy fresca para el verano y muy cómoda para el invierno. Nos favorece mucho, y si es en escote de uve, con alguna raya vertical, y ajustado por la cintura, mejor.

Los maxi dresses son la prenda 10 para todo tipo de mujer, no queda mal a nadie. En tiempos se dijo que no favorecía  a las que son de menos altura, Camila Cabello lo desmintió. A las mujeres curvy nos queda de maravilla y resalta nuestras curvas. No debe faltar en un armario, es imprescindible. Además de frescos en verano son elegantes y estilosos. Dependiendo del modelo se pueden llevar a la playa, a la calle, a celebraciones…

Si eres más de pantalón los de talle alto son la mejor elección. Destacan nuestras curvas y nos moldean. La mejor compañía para estos pantalones es un body. También se dijo que un body era algo imposible para nosotras, pero lo que hacen es embellecer y dar forma de manera natural a nuestro cuerpo. Las reglas están para romperlas. Un body nos favorece, y mucho. Lo bueno de ellos es que hay de tantos estilos y colores que se pueden usar para todo tipo de ocasiones, y en todas ellas estaremos espectaculares.

Los vestidos nos sientan de maravilla, y para dormir también tenemos que estar guapas. Tenemos que sentirnos bien hasta cuándo vamos a la cama, y para ello la prenda esencial es el camisón. Los hay de diferentes estilos, y a parted e ser muy cómodos vamos  guapas a dormir.

Por lo tanto estas 5 prendas son las 5 seleccionadas como imprescindibles en nuestro armario. Para el día y para la noche, para la calle y para fiestas. En todos los momentos estaremos increíbles y destacaremos esas curvas que nos llenan de tanto orgullo.

¿Pijama o camisón? ¿Cuál es la mejor prenda para dormir?

 

Cuando dormimos cargamos con el peso de un día de duro trabajo y de vez en cuando algunas preocupaciones que necesitamos sacar de nuestra cabeza para dormir bien. Es imposible pasar una buena noche si no estamos cómodas. Esta es la misión del pijama y el camisón: facilitarnos el descanso.

Todas sabemos que uno de los mayores placeres de la vida es llegar a casa y ponerte la ropa de dormir. Esto es porque aparte de darnos gran movilidad nos envía el mensaje de que nos podemos relajar. Es normal que marcas de moda de calle intenten imitar el modelo pijama para salir de casa, pero no funciona así. Se trata de algo más complejo, no es solamente una cuestión de estética. Todo gira en torno al mensaje de relax que recibimos al ponernos el pijama o camisón.

Una vez explicada su tarea fundamental vamos a hablar de estas 2 prendas. El primer punto a destacar es que todas somos diferentes cuando llega la hora de ir al a cama. A unas les gusta dormir en el lado derecho, a otras en el izquierdo; a unas les gustan las almohadas muy rellenas a otras muy finas; hay quienes prefieren el pijama y las hay que prefieren camisón… Seas de una prenda u otra todas le damos gran importancia al buen descanso.

El segundo punto es la diferencia básica entre uno y otro: el pijama está formado por parte de arriba y parte de abajo. El camisón consiste en una parte de arriba larga, un vestido para dormir. Dejadas claras las diferencias vamos a intentar descubrir cual creemos que es preferible y en consecuencia cuál de estas dos prendas nos haría dormir mejor.

El pijama en invierno nos ayuda a subir la temperatura corporal, a veces demasiado. Hay veces que la sube, en exceso, provocando que nos despertemos entre sudores. En verano sin embargo nos ayuda a mantener la temperatura ideal con unos shorts o bermudas que nos facilitan mucho las cosas.

Existe una confusión acerca de a qué altura se debe llevar el pantalón del pijama. Esto hace que en una misma casa la madre lleve el pantalón por el ombligo, la hermana por las caderas y la pequeña a una altura intermedia. Cada una lo lleva según le parece más cómodo.

Sin embargo el camisón en invierno nos calienta y nos mantiene la temperatura durante toda la noche. Consigue que no nos helemos de frío. En verano resulta mucho más fresco que un pijama y si tienes calor te lo subes y problema resuelto. A hechos prácticos las embarazadas lo saben, para dormir bien es mejor el camisón, mucho más cómodo y nos facilita las maniobras. Nos da libertad.

El camisón como prenda estrella en el momento de tu descanso

El momento del descanso es muy importante para todas. Después de lo que probablemente haya sido un día ajetreado de estudio, trabajo y de ir de aquí para allá solo nos apetece que la hora a la que nos vamos a la cama sea lo más plácida y cómoda posible. Por tanto debes de tener claro que no vale cualquier cosa, ni cualquier prensa para tu descanso.

Fuera quedan camisetas anchas y de estar por casa o pijamas anticuados y reutilizados durante años y años, ya que hay que convertir el momento del descanso en un instante mágico y confortable. El ir elegante, sensual y a la última, debes de tener en cuenta que no solo es para salir a la calle, sino que debes de mantenerlo a lo largo de todo el día. ¡Lo primero siempre es cuidarse a una misma y sentirse bien!

Sabemos que por lo general lo más usado suelen ser los pijamas de pantalón y camiseta, ya que es la prensa básica y de éxito más empleada por todas. Sin embargo, hay otra opción que en muchas ocasiones pasamos por alto y no debería ser así, que es el camisón. Con esta prenda te sentirás totalmente distinta en tu descanso, y sobre todo te verás mucho más guapa, equiparable a cuando te preparas para un evento especial y te pones un vestido de fiesta. El hecho se usar el camisón hará que el momento de ir a la cama sea más especial que nunca, y que te sientas más mujer ya duermas sola o acompañada. Son ideales para marcar figura dando libertad a todos tus movimientos.

Con esta prenda al igual que ocurre con los pijamas, la tendrás disponible en todo tipo de variedades según tus gustos y necesidades. Los más comunes suelen ser de tirante fino y con una gran diversidad de diseños. Así pues están disponibles más largos o cortos, con la espalda más abierta o cerrada, y también los puedes encontrar con terminados de encajes y volantes, o simplemente liso. En cuanto al tejido lo más usados suelen ser de raso, satén, viscosa o microfibra. La seda siempre será material especial y estrella que te hará sentir más cómoda y segura. ¡Tenlo en cuenta antes de tu compra!

En definitiva, tanto si tienes que dormir en tu casa como fuera, el camisón se puede decir que será tu prenda de honor. Si además la unes con otros elementos adicionales como puede ser una bata del mismo tejido y color y unas pantuflas en la misma tonalidad, puedes tener claro que siempre irás a la última y serás el centro de atención. También es importante que sepas que en paralelo con esta prenda, se encuentran los kimonos. Éstos son menos sonados, pero es otra prensa que cada vez se va llevando más. Lo importante siempre es tener estilo, y con esta elección te podemos garantizar que lo tendrás. No dudes en ampliar tu armario y cogerte aquel que más te guste. ¡No te arrepentirás!